8.2.10

PATATA CONFITADA, ALI-OLI Y TAPENADE






Primero comentaros que tenemos en marcha la carta de tapas nueva y ya estamos trabajando en la siguiente, que si todo va bien en Abril estará "ya a la venta", también deciros que esta semana habrá una grata sorpresa para todos, en especial para todos los que formamos "Casa Montero".


Esta canción se la quiero dedicar a mi amigo ABL ( así firmaba en las recreativas de nuestras épocas de Pang, Super Pang y Street Fighter 2...) el me grabó el disco ( k nos perdonen SS.MM la SGAE, pero la pela es la pela) y descubrí como una banda que no me gustaba mucho Metallica, podía hacer una de las mejores canciones que he oído jamás, aquí con la Orquesta sinfónica de San Francisco.




Al lío:




"Patatas confitadas, ali-oli y tapenade"




Queríamos hacer una tapa con patatas, alimento indispensable desde que Cristóbal Colón, los hermanos Pinzón y la tripulación descubrieran América, para mí, la patata es imprescindible en la cocina, ¿cuántas habré pelado, picado, troceado, asado, frito, cocido....bufff?? en este caso quería elegir una patata pequeña, de calidad, y que se pudiera comer con piel, la elección ha sido una patata Roseval, muy fácil de reconocer por su color entre rosa y morado, además aguanta bien la cocción, y en frío es una verdadera delicia.


La confitamos en un aceite casero de nísperos, durante 4 horas a 100º, quedan muy bien os lo aseguro.


Las acompañamos con una tapenade, que no es más que un puré de aceituna negra con anchoas, a mí particularmente, me gusta que tenga más un toque a anchoa que a oliva, pero como siempre digo es cuestión de gustos.


Además le ponemos un ali-oli y servimos.


Es una tapa fría, divertida y con la que francamente estoy muy contento, ahora os toca decidir a vosotros....






Espero que os gusten.
!!! Hasta siempre!!!

2 comentarios:

Ibán dijo...

¡Dios! Lo que daría por saber cocinar y hacer todas estas cosas...

jorge lozano dijo...

ibán, cocinar es fácil, de todas formas si en algo te puedo ayudar no dudes en pasarte por aquí... gracias, esta es tu casa